Menu
Bienestar / Consejos / Mental

Dormir y meditar te ayudará a tener una vida saludable

Dormir y meditar son dos actividades fundamentales para tener una vida saludable. A ellas se unen la importancia de manejar el estrés de la cotidianidad y el trabajo así como tener una alimentación balanceada.

La historia de Mikel Castillo, originario de Madrid (España), te ayudará a entender las consecuencias de no llevar un estilo de vida sano. Mikel es consultor de conferencias y marketing, Practica el triatlón y el ciclismo

Las personas con malos patrones de sueño suelen despertarse varias veces y dormir pocas horas. Lo ideal es descansar 8 horas seguidas cada noche.  La falta de sueño puede hacer que se sientan atrapadas en un círculo vicioso en el que su ansiedad está fuera de control, haciendo que hasta el problema más pequeño los angustie demasiado.

Esta era la situación de Mikel. Además había aumentado de peso, lo que redujo su autoestima. Estaba crónicamente cansado y no tenía la energía o la motivación para vivir una vida completa. Quizás lo más angustiante, sentía que no tenía control sobre su vida, que estaba fallando a sí mismo y a los demás.

La revelación de Mikel

Mikel cuenta que hay dos formas de vivir la vida: a causa o efecto. Él estaba tan cómodo viviendo en efecto que había construido una residencia allí. Desde ese punto de vista, parecía que todo le estaba sucediendo a él.

Cada día se dedicaba a trabajar pero estaba tan disperso y estresado que no tenía la claridad mental necesaria para priorizar sus objetivos comerciales. En cambio, estaba permitiendo que problemas que no deberían haber sido tan grandes agotaran su energía.

Trabajando como consultor de eventos tenía contacto permanente con empresarios muy exitosos y en una conferencia tuvo una revelación. Que no tenía que comprometer su bienestar físico y emocional para tener éxito.

Antes de darse cuenta de eso, había asumido erróneamente que el éxito se equiparaba con un estilo de vida estresante y agitado. Pero vio que personas responsables de negocios multimillonarios compartieron sus estrategias para hacer frente a las demandas de la vida laboral y familiar. Para él, saber que otros podían administrar negocios y aún así lidiar con el estrés lo llevó a reevaluar mi propia vida, con la esperanza de poder fortalecer y estabilizar la base integral de su negocio: su propio ser.

El poder de dormir y meditar

Mikel contrató a un entrenador de vida porque necesitaba un profesional que lo ayudará a entender lo que estaba pasando y tomar acciones para mejorar.

Cuenta que hablar con su entrenador fue revelador en muchos sentidos, pero a veces también fue muy desafiante. Pero el desafío era necesario. Lo ayudó a ver dónde estaba bloqueando las oportunidades de superación personal y el éxito empresarial.

Así comenzó a implementar varias prácticas de autocuidado. La primera, hacer 10 minutos de meditación diaria (usando una aplicación llamada Headspace). Luego hacer una lista de prioridades diarias para organizarse mejor, establecer una rutina de sueño nocturno que le ayudó a concentrarse en el trabajo y comer sano. Estas prácticas, especialmente el sueño y la meditación, sientan las bases para una vida más saludable.

Leer : Mantén tu energía durante un maratón

Tiempo después, decidió asumir un desafío de bienestar. No fue puramente físico, sino también mental y emocional. Se propuso hacer lo siguiente en 30 días: 20 clases de spinning, meditar durante 10 minutos todos los días, ir a la cama a las 10 p.m. y descansar 8 horas. Iba a poner en práctica todas las prácticas en las que había trabajado con su entrenador de vida, pero a lo grande.

En este camino, le sorprendió lo difícil que era priorizar el sueño y la meditación. Los entrenamientos fueron la parte fácil. La hora de dormir temprano era tan extraña para él que tuvo que poner una alarma en su teléfono. También trató de meditar exactamente a la misma hora todos los días para poder crear un hábito.

Pero valió la pena ya que los resultados fueron incluso mejores de lo que había previsto. Cuando se da prioridad a la salud, incluido el sueño y la meditación, el resto de la vida parece encajar. También perdió peso, la ropa le quedaba mejor y se veía mejor.

La mejor parte fue que se sintió mejor. Estaba más tranquilo, no estaba tan nervioso. Podía observar mejor sus pensamientos y sentimientos y salir de la situación antes de que sucediera. Esto representó un gran cambio en su  forma de lidiar con el estrés. La vida no parecía tan abrumadora como 30 días atrás.

La experiencia de Mikel Castillo seguramente se repite en muchas personas alrededor del mundo. El estrés y las exigencias del mundo moderno muchas veces van en detrimento de tener una vida saludable.

Salud es una palabra multifacética que debería abordarse de manera integral. Dormir y meditar cambiaron la vida de Mikel y también podría pasar con la tuya. Él dice que lo más saludable que hizo en su vida no tuvo nada que ver con ningún suplemento o dieta de moda. Sino con una vida bien equilibrada entre el sueño, el ejercicio, la alimentación, la meditación y la familia.

No Comments

    Leave a Reply